EL SALMO 23 ES VUESTRO HIMNO:

DownloadedFile-1

Hermanos,

Recuerden que estamos en Tiempos Finales y verán terrible apostasía y maldad , no se asusten; pero no manchen ustedes sus vestiduras. No somos nosotros los que lo vamos a cambiar (al mundo), sino que UNIDOS vamos a orar al Padre para que nos de la Fortaleza, la Fe y  la Esperanza para seguir hacia Su Sacratísimo Corazón en Bien y Verdad hasta que venga por su Grey Amada.

Me ha dicho Jesús lo siguiente:* 

 “EL SALMO 23 ES VUESTRO HIMNO: RECORDADLO SIEMPRE,

OVEJITAS AMADAS DE MI GREY .”

(Jesús, El Buen Pastor)

 Salmo 23:

“El Señor es Mi Pastor,

nada me faltará: 

en lugares de delicados pastos me hará descansar,

junto a  aguas de reposo me pastoreará;

Confortará mi alma,

Me guiará por sendas de justicia

por amor de Su Nombre.

Aunque ande en valle de sombras de muerte;

no temeré mal alguno

porque Tú estarás conmigo

Tu vara y tu cayado me infundirán aliento.

Aderezas mesa delante de mí,  en presencia de mis angustiadores;

unges mi cabeza con aceite, mi copa está rebosando.

Ciertamente el Bien y la Misericordia me seguirán todos los días de mi vida

y en la Casa del Señor moraré por largos días.

Amén.”

(Son muchas las versiones de este Salmo… Yo me lo aprendí así. Cada uno puede elegir la traducción que prefiera).

(*)Este era originalmente un mensaje para Las ovejitas más adelantadas, pero me ha permitido Nuestro Señor Jesús ponerlo aquí, para todos; con la advertencia grandísima que le dió  a uno de sus profetas (**). Si quieren ser de las ovejas del Señor, por favor no se dilaten que el tiempo ya no lo es. 

Dios Nos Bendiga.

1ae096f6d1

(**) Este es el tiempo que vivimos, en palabras de Dios Padre a su Profeta Amado J.V. Por favor léanlo con mucha seriedad, que hasta ahora no nos habían hablado así y RECAPACITEN:

Quinto Misterio. Habla Dios Padre.
Sobre: Segundos os quedan, Mis pequeños, no entendisteis, sufriréis y no quise que sufrierais, os di todo para que regresarais a Mí sin sufrir, pero no quisisteis entender.
En los tiempos del Diluvio, antes de que éste se diera, los hombres comían, bebían, se casaban, trabajaban; se les dio Mi Palabra, se les dio el conocimiento, de que si no cambiaban, el castigo vendría y, sucedió, Mis pequeños, el hombre no entendió, no quiso poner de su parte.

Estos son tiempos previos al gran cambio. El hombre sigue comiendo y bebiendo y casándose, pecando y pecando gravemente. Mi Palabra ha llegado a todos los confines de la Tierra a través de Mis videntes y profetas. El hombre sigue tapándose sus oídos, cerrando su mente y su corazón a todo lo que venga de Mí.

Os quise hacer un bien, Mis pequeños, porque os amo, os previne, porque os amo, quise vuestra salvación, porque os amo, pero vosotros, los que no quisisteis seguirMe, los que no quisisteis cambiar, sucumbiréis, como sucumbieron aquellos hermanos vuestros que sucumbieron bajo las aguas en el Diluvio.

Es vuestra terquedad, es vuestra tontería lo que va a hacer que vosotros sucumbáis. Mi Misericordia se ha derramado abundantemente, avisándoos, perdonándoos vuestros pecados, dándoos todo lo necesario para vuestro cambio. Milagros por aquí y por allá, consejos, vida espiritual, que no quisisteis escuchar.

Amor, el Verdadero Amor, olvidado está, el Amor Puro y Santo lo habéis cambiado por el amor pecaminoso. El conocimiento de lo Divino, lo que os iba a hacer crecer en lo espiritual para entrar al Reino de los Cielos, lo habéis cambiado por las cosas del mundo, que os han llevado a una torpeza, tanto intelectual como espiritual. ¿Creéis que lo que habéis aprendido y que os ha llevado a conocer más de la tecnología que ahora os rodea, os va a hacer mejores?

Mis pequeños, satanás también os puede llevar a conocer cosas que os desvían y os llevan a tecnologías superiores a las que conocéis, pero que os distraen de las Verdaderas cosas que debéis conocer y, así os ha manipulado satanás, llevándoos a creer que lo que tenéis ahora en tecnología y avances nuevos que gozáis, os van a dar la felicidad eterna y, no es así, Mis pequeños. Si os dais cuenta, en lugar de haber crecido en lo espiritual, la humanidad ha decaído, porque os ha facilitado la vida, os ha quedado tiempo para el ocio y la maldad, no habéis aprendido, no tenéis la Sabiduría Santa, porque no la pedisteis, porque no la buscasteis, para que pudierais discernir en lo que era bueno para vuestra alma y lo bueno nada más para vuestro cuerpo, como lo que ahora tenéis.

Seguís limitados, vuestro cuerpo, aún teniendo lo que tenéis, sigue estando limitado, sufre con enfermedades, sufre con la muerte. Si estuvierais Conmigo, si hubierais vivido para Mí, si hubierais actuado en Sabiduría, las capacidades que Yo le voy a regalar a las almas que se han mantenido en Mí, bajo Mi Voluntad y confianza, son infinitamente superiores a lo que ahora tenéis y gozáisNo habéis crecido en Sabiduría, habéis decrecido y os llenasteis de tontería y ésta os va a costar muy caro, Mis pequeños.

Habéis sufrido, y mucho sufriréis eternamente, por no haber hecho caso a lo que Yo os daba, vuestro Diluvio, vuestro exterminio, está ya a la vuelta de la esquina. Segundos os quedan, Mis pequeños, no entendisteis, sufriréis y no quise que sufrierais, os di todo para que regresarais a Mí sin sufrir, pero no quisisteis entender.
Gracias, Mis pequeños.

En: Dios Padre se Manifiesta.com  (Ene 15_14 Vuestro Diluvio, vuestro exterminio, está ya a la vuelta de la esquina.)

Y María Del Getsemaní

(Febrero, 07)

Año Del Señor 2014

Esta entrada fue publicada en Uncategorized. Guarda el enlace permanente.